UNITARIZACIÓN DE MEDICAMENTOS – ¿QUÉ ES?

Unitarizar - es el proceso de envasar, identificando los medicamentos que serán administrados al paciente de forma personalizada y segura.

Generalmente es realizado en la farmacia hospitalaria, en el sector de almacenamiento o en el Centro de Unitarización de Medicamentos del hospital, quedando siempre a cargo de la farmacia hospitalaria.

Los medicamentos son colocados en paquetes unitarios, organizados de acuerdo con el horario de administración e identificados para cada paciente en carritos de medicamentos u otros medios de transporte seguros, respetando siempre la prescripción médica del paciente.

¿Pero por qué Unitarizar?  

Mejorar el control de los medicamentos en la Farmacia Central del hospital y diferenciar los envases.

La centralización del control permite una reducción de hasta 57% de los eventos adversos (según estudios realizados en Alemania y EE.UU.), optimiza el trabajo del personal de enfermería en la preparación de la administración de dosis y genera menos desperdicio.

La unitarización implica los procesos de: cortar el blíster, empaquetar e imprimir el envase del medicamento o ampollas o simplemente etiquetar las ampollas.

¿Cuál es el resultado efectivo?

Identificación del medicamento hasta el momento de la administración;

Reducción de la incidencia de errores de administración de medicamentos;

Reducción del tiempo de enfermería con actividades relacionadas a medicamentos;

Disminución de los inventarios en las unidades de atención, con la consiguiente reducción de las pérdidas;

Optimización del proceso de devolución;

Facturación exacta del consumo de medicamentos utilizados por cada paciente;

Ayuda en el control de la infección hospitalaria debido a la higiene y organización en la preparación de dosis;

Gran adaptabilidad a sistemas automatizados y computarizados;

Mayor seguridad para el médico con respecto al cumplimiento de sus prescripciones;

Participación efectiva del farmacéutico en la atención farmacéutica;

Mejor control sobre el estándar de trabajo y el horario desarrollado por el personal de enfermería y farmacia;

En definitiva, la unitarización aporta seguridad al paciente y al hospital con reducción de costos, ya que con la unitarización aporta los 5 Correctos:

- Paciente correcto

- Medicamento correcto

- Vía correcta

- Horario correcto

- Dosis Correcta

¿Cómo funciona?

La unitarización consiste en dejar los medicamentos en forma de unidad en el blíster sin sacarlos del embalaje de fábrica. Este corte puede ser manual o por máquinas.

Después del corte, el medicamento es colocado en un envase para ser sellado y etiquetado uno por uno.

El envasado puede ser manual, por máquinas semiautomáticas o automáticas

Para agilizar el proceso de dispensación, los medicamentos y ampollas pueden ser unitarizados tan pronto como llegan al inventario del hospital, facilitando el trabajo de la farmacia hospitalaria, siendo el trabajo realizado con tranquilidad, reduciendo el estrés y los errores de los empleados del sector.

¿Dónde empezó todo?

Este proceso comenzó a difundirse por todo el mundo a partir de 1965, siendo hoy en día la principal tendencia mundial en hospitales.

Su aplicación aún no es generalizada en todos los países.

Algunos países de Europa incluso envían sus medicamentos a los pacientes en cajas originales.

En EE.UU., la unitarización es parte de la dispensación de medicamentos, ya que los medicamentos se reciben en envases hospitalarios, en vasos de 500 a 1000 unidades, y son posteriormente envasados sin blíster.

A finales de los años 50, con el aumento en el uso de fármacos más potentes, pero también causando efectos secundarios graves, comenzó la publicación de trabajos sobre la incidencia de errores de medicación en los hospitales.

En los años 60, los farmacéuticos hospitalarios presentaron un nuevo sistema: la dosis unitaria, capaz de reducir la incidencia de errores de medicación, el costo de los medicamentos, pérdidas y desvíos, y optimizar el tiempo de los profesionales implicados y mejorar el nivel de atención ofrecida al paciente hospitalizado.

Unitarizar para diferenciar

Las ampollas y los blísteres recibidos de laboratorios en hospitales no tienen la diferenciación necesaria para ser usados dentro del hospital.

En general, las incidencias del pasado reciente influyen en los criterios de diferenciación de envases, como colores y figuras auxiliares para evitar errores.

Es importante utilizar códigos de barras específicos del hospital, agregando un código de serie a cada envase o un código de identificación diferente que pueda ser rastreado individualmente, desde el principio hasta el final de uso y asociado a un paciente en particular, para que todo el proceso tenga más control.

Administrar medicamentos y productos sanitarios en inventario y dispensados a los pacientes.

La mayor seguridad que ofrece el método automático de control del inventario de medicamentos, también trae beneficios de eficiencia administrativa y financiera en el control y renovación del inventario de medicamentos y materiales, evitando la inmovilización de recursos financieros en el mantenimiento de un inventario grande y el gasto excesivo de tiempo en la realización de inventarios y otras tareas relacionadas al control de tales existencias.

Con el rastreado de medicamentos, estaremos seguros de la procedencia segura, el manejo correcto, el almacenamiento adecuado y los canales de dispensación correctos para los productos. Además, el sistema también podrá apoyar acciones destinadas a promocionar el uso racional de los medicamentos. El sistema también será una herramienta importante para monitorear y prevenir posibles descensos de productos de salud.

EAN/UPC
GS1 DataBar
GS1-128


ITF-14

GS1 DataMatrix

GS1 QRCode
RFID


Trazabilidad realizada mediante códigos de barras en serie de los productos, desde su entrada, hasta el paciente, o centro de costo, garantizando la calidad y seguridad del proceso.

La prescripción electrónica es una herramienta que ayuda mucho a las instituciones de salud, ya que elimina los posibles problemas de escritura ilegible. Además, los artículos que serán prescritos, como medicamentos, materiales, dietas y exámenes, también utilizan esta funcionalidad.

Mesa de cabecera - solución propuesta para la dispensación y administración de medicamentos, una de las etapas más críticas y sensibles a errores, que proporciona seguridad al paciente.

En ese proceso, el equipo de enfermería lee el código de barras del medicamento dispensado por la farmacia, confirmando la administración del medicamento con el cruce de información en la lectura del código de barras del brazalete del paciente.  En ausencia de un código de barras en el envase del producto, este proceso se vuelve poco práctico.

La verificación electrónica permite conseguir el paciente correcto, el medicamento correcto, la dosis correcta, el horario correcto, el registro correcto (documentación), el derecho de rechazo y la justificación correcta.

El uso del código de barras constituye un método eficaz de seguridad en la administración de medicamentos.

La automatización es una realidad creciente en nuestro país. También existe la posibilidad de optimizar el envío de materiales y medicamentos a los pisos con dispensarios electrónicos, capaces de realizar el cuidado de 100% de las prescripciones médicas o de acuerdo con la rutina de la institución como apoyo al sistema de dosis unitaria, reemplazando el inventario de la unidad de hospitalización para la dispensación de dosis, además de medicamentos controlados y de emergencia, y artículos prescritos en el régimen si es necesario.

"Cuanto más electrónico, mejor”

  • Automatización e integración de procesos y áreas;
  • Trazabilidad de las acciones;
  • Inducción al acierto;
  • Agilidad de la información;
  • Agilidad en la dispensación
  • Proporciona una toma de decisiones" inteligente".

Vea a continuación algunos de los sistemas de unitarización:

  • Uniflag - para ampollas y frascos-ampolla:
    • Realiza el "re-etiquetado", aplicando etiquetas previamente configuradas por medio de un proceso fácil, ágil y escalable. Puede ser devuelto a su envase original o utilizado en un kit unitarizado.
  • Corta Blíster Automatizada Cob BT-60:
    • Maximiza la productividad en la unitarización de comprimidos por medio del "corte" de varios tipos de blísteres – hasta 2.100 blísteres por hora;
    • Totalmente controlada por medio de software, sin necesidad de configuración física.
  • Total Pack BT-50:
    • Reducción del tiempo de trabajo en el envasado, sellado y etiquetado automático e individual de ampollas, frascos-ampolla, frascos, comprimidos y kits de farmacia;
    • Alta productividad, hasta 2.600 unidades/hora, generando rentabilidad.
  • Sistema Compacto de Unitarización BT-30:
    • Un dispositivo de unificación compacto y versátil para unitarizar comprimidos, píldoras, cápsulas, ampollas y frascos-ampolla;
    • Permite la identificación clara y objetiva de la información básica del medicamento, garantizando una mayor trazabilidad en el proceso de unitarización;

MENÚ

PRODUCTOS

Scroll to Top